lunes, 11 de marzo de 2013

UNA NUBE DE AROMAS INUNDÓ LA VIEJA CARPINTERIA.


                                                                    
   La nube escapaba de la cajita lentamente, envolvía las aristas de los tablones y las dunas de serrín, me envolvía a mi y me hacía sonreír; incluso si cerraba los ojos, podía imaginarme en el más agradable de los balnearios, envuelto a vapores de eucalipto y sumergido en cálidas aguas termales.
  La nube se fue extendiendo poco a poco, curioseando por el taller de esqueletaje hasta que tuvo la suficiente confianza como para acariciar las ásperas caras de la madera, para maquillarlas y  perfumarlas, para durante unos instantes apropiarse del aroma del pino y mezclarlo con las fragrancias nacidas de las manos de Julia Torregrosa, de sus jabones y de sus cremas, de sus lociones.
   Era el regalo de Julia por haberle hecho unos moldes para sus jabones. Una cajita repleta de los jabones y cremas que ella misma elabora y que muestra en su blog Nubes de Jabon.



   Jabon de Baobad y Miel, jabón de caléndula, jabón de vino y canela, jabón de barros del Mar Muerto, bálsamo para pieles extra secas...., unos jabones que guardaré gozoso para que, poco a poco, dejen escapar sus aromas en mi casa, en mi entorno, en mi habitación...., aunque la crema si la usaré, mis manos lo agradecerán.
   Julia..., mil gracias.

                                                                         

10 comentarios:

  1. Qué maja esta Julia ;)
    Seguro que tus manos agradecerán ese bálsamo y ese jabón de vino y canela me da a mí que sabrá... digoo... olerá de miedo ;)
    Enhorabuena por el detallazo, que de bien nacido es ser agradecido.
    Un saludo a ambos, Tapestry.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Sabes Tapestry...?, cuando olía la cajita pensaba que sería un "cacho pastilla" de jabón, pero cuando la he abierto y he visto toda la coleccion, todas las estiquetas delicadamente imprimidas, los lacitos, el frasquito...., ha sido un momento precioso.

      Eliminar
  2. ¡Qué lujazo, xiquet!... sin duda alguna ese bálsamo le vendrá muy bien a esas manos artesanas, pero ni se te ocurra guardar esos jabones "para una ocasión mejor". Esas cosas no existen, hoy es hoy y el mejor agradecimiento que le puedes hacer a Julia es usarlos. Ya verás la diferencia tan grande con los comerciales.
    También tiene suerte de tenerte más cerca que yo, porque mis "moldes" son tetrabriks reciclados. Claro que mis jabones son solo para consumo casero y no necesito que salgan perfectos en cuanto a forma.

    Lo dicho, hazle el honor que merece tan oloroso regalo y úsalos, seguro que te sorprenden.

    Bss, xiquet.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, en el momento he subido a casa con la cajita y se la he enseñado a mi madre, ha tardado poco en empezar a abrir los jabones..., ante mi mirada escandalizada. Habia mancillado lo que sería mi santuario, mi colección de amuletos aromaticos..., pero he visto la cara de gozo que ponía, que bueno..., cualquiera le decía algo....,y ahora mismo, sigue perfumando todo el comedor.
      Y cuando quieras te envio moldes, que ahora ya se hacerlos gracias a Julia.

      Eliminar
  3. Parece que una mujer envuelta en un vestido larago de gasa y seda ha invadido tu taller.
    Que detallazo.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dana, nunca pensé que la visión y la percepsción de algo tan femenino como jabones,cremas o esencias...., me llegase a emocionar, pero si, ocurrió. Fue hermoso.

      Eliminar
    2. Todos tenemos nuestro lado femenino y masculino jaja

      Un saludo

      Eliminar
    3. Dana...., es que tengo cuatro hermanas..je, je,je...., soy el unico chicode mi family.

      Eliminar
  4. Hola Pedro, ni se te ocurra guardarlos, los jabones hay que utilizarlos, para eso los hago, para que los demás los disfruten (y de paso para pasármelo yo bien). Deja que tu madre los disfrute tanto como quiera. Ya sabes, cuando se te acaben no te van a faltar
    Y GRACIAS de nuevo por los moldes tan estupendos que me has hecho. Sé que para un artesano de tu nivel son pequeñas cosas, para mi son muy importantes, van a facilitar muchísimo el trabajo.
    Un abrazo amigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Julia, tengo la caja encima de la mesa...., y sigo disfrutandolos. Ayer tuve que defender la caja de mis hermanas como quien defiendo "su tesoro...."

      Eliminar